El contrato de arrendamiento comercial en Francia

Posté le 6 décembre 2017 par David WINTER dans Publicaciones

pexels-photo-449559baux commerciaux

 

El arrendamiento comercial es un contrato de alquiler de un local utilizado para el uso de un fondo comercial, industrial o artesanal, sin importar la nacionalidad del inquilino. Este estatuto protege el arrendatario, con una limitación del monto del alquiler y el derecho a la renovación del contrato de arrendamiento. Si el monto inicial del alquiler de un contrato de arrendamiento es libre, no es el caso de su revisión, sea durante su curso o durante su renovación, cuyo aumento se enmarca estrictamente.

 

Objeto del contrato

 

La conclusión del contrato de arrendamiento comercial sólo es posible si el local es administrativamente asignado para el ejercicio de una actividad comercial o artesanal. De lo contrario, es necesario un cambio de afectación del local.

El contrato de arrendamiento comercial no está sujeto a ninguna forma particular. Sin embargo, su conclusión por escrito proporciona seguridad, prueba de su existencia.

Un estado de los riesgos naturales y tecnológicos debe adjuntarse al contrato de arrendamiento.  La repartición de las cargas, impuestos y tasas entre el inquilino y el propietario debe ser incluida en el contrato de arrendamiento.

Nota: la naturaleza comercial del contrato de arrendamiento no depende del uso efectivo ni de la actividad que se ejerce: si un inquilino con un contrato de arrendamiento no comercial lleva a cabo un negocio en el local arrendado, el arrendamiento no es por lo tanto comercial y el estatuto de los arrendamientos comerciales no se aplica.

 

Duración

 

El contrato de arrendamiento se celebra generalmente por 9 años, excepto si es un alquiler por temporada o un contrato derogatorio. No puede ser por un período indefinido.

El inquilino puede solicitar la finalización del contrato después de un período de 3 años. Sin embargo, una cláusula en el contrato de arrendamiento puede prohibirlo, pero sólo para los arrendamientos de más de 9 años, de locales monovalentes, de oficinas y de instalaciones de almacenamiento.

Nota: Los contratos de arrendamiento entre los propietarios y operadores de residencias turísticas son de un mínimo de 9 años, sin posibilidad de terminación al final del período de tres años.

 

Monto inicial del arriendo

 

El importe inicial del alquiler no está regulado, está fijado libremente por las partes en el contrato.  Si se trata de un espacio vacante, una cláusula del contrato de arrendamiento comercial podrá prever el pago de una cuota de entrada, llamada traspaso para el dueño de las paredes.

La naturaleza del traspaso debe ser especificado en el contrato de arrendamiento. Si es un suplemento de alquiler, el inquilino lo puede deducir de sus ganancias, repartiendo esta deducción en un período equivalente por lo menos a la duración del contrato de arrendamiento (1/9 por ejemplo). Pero si este pago se reconoce como una compensación, el arrendatario no puede deducirlo.

 

El depósito de garantía

 

A menudo el contrato de arrendamiento podrá prever el pago por parte del arrendatario de una cantidad libremente determinada por las partes, para asegurar al arrendador la correcta ejecución del contrato de arrendamiento. Pero no es una obligación legal.

Esta cantidad debe ser devuelta al arrendatario cuando sale del local y si él ha cumplido sus obligaciones contractuales.

Si el alquiler se paga por adelantado, la cantidad de la garantía es generalmente igual a 3 meses de alquiler. Por otro lado, si el alquiler se paga a plazo vencido, el depósito es generalmente igual a 6 meses de alquiler.  En todos los casos, el arrendador no puede reclamar el IVA sobre esa cantidad.

 

El inventario

 

Debe establecerse un inventario en el momento de la toma de posesión del local por el arrendatario y en el momento de su restitución:

-          O de forma contradictoria y amistosa entre las dos partes;

-          o por un agente judicial, por iniciativa del propietario o del inquilino, los gastos siendo en este caso compartidos por la mitad.

El inventario debe ser adjunto al contrato de alquiler. De lo contrario, se mantendrá guardado por cada parte.

En caso de ausencia de inventario, no se presume que el inquilino ha recibido las instalaciones en buenas condiciones de reparaciones.

 

Si desean desarrollar su actividad comercial en Francia, es importante estar acompañado por un abogado quien puede asesorarlos en todos los aspectos del alquiler de su local.

 

Para mas informaciones sobre este tema , no duden en contactarme:

David WINTER

65, rue Montmartre – 75002 PARIS

Correo electrónico: dwinter@cabinetmontmartre.com

 

Léxico:

 

Alquilar un local comercial en Francia – Actividad comercial en Francia – Arrendamiento comercial en Francia – Contrato comercial en Francia – Abogado que habla español en Francia

 

Répondre

D'autres nouvelles

Unblog.fr | Créer un blog | Annuaire | Signaler un abus